Va a intentar trabajar conjuntamente con el sistema existente (familia, prójimo, escuela, otros profesionales de la salud...) con el objetivo de ayudar al paciente.

 

La terapia sistémica no busca encasillar, ni intenta "volver a la normalidad". Esta manera de trabajar, permite encontrar el mejor equilibrio en función del contexto de vida, de las limitaciones y de los valores del paciente.

El nuevo equilibrio, es una construcción que se crea entre el terapeuta y la persona que consulta.

Es también muy importante saber que existen tantas terapias sistémicas como terapeutas que la practican, dado que cada uno trabaja con una escuela diferente. Pero el denominador común es la relación, y sobre todo la creación del vínculo de confianza, sin importar demasiado las herramientas utilizadas.

Muchos estudios científicos demostraron que la alianza terapéutica es la mayor garantía del resultado del tratamiento.

 

La crisis vista como una oportunidad

 

Cuando una persona sufre, se encuentra en desequilibrio.

El malestar, las dificultades o las pérdidas de seres queridos son momentos muy dolorosos en la vida. A menudo, en esos momentos de crisis existenciales, uno no consigue ver la luz de una posible salida, pensando que todo ya está jugado y que de nada sirve vivir.

 

La perspectiva de la terapia sistémica, permite ver las crisis como una oportunidad. Asi, una crisis provoca un desequilibrio, pero permite a la vez redistribuir las cartas en juego, creando un nuevo equilibrio, más ajustado con respecto al ciclo de vida en el cual el paciente se encuentra.

 

Para ilustrar este punto, les contaré la historia titulada, "El portero del prostíbulo" escrita por Jorge Bucay, psicoterapeuta argentino.

« Es la historia de un portero, hombre analfabeto cuya ocupación había sido heredada de su padre. Un día el prostíbulo cambió de propietario y fué despedido….

Al pobre hombre el mundo se le vino encima, dado que su precaria instrucción, lo dejaba con escasas posibilidades para conseguir un nuevo trabajo. Un día pensando que podría hacer para ganarse la vida, recuerda que él era muy hábil para hacer reparaciones en su antiguo empleo.  Por lo tanto, decide ir a un pueblo vecino, situado a dos días de viaje del suyo, para comprar herramientas y comenzar a trabajar. 

Cuando regresa los vecinos se acercan para pedirle prestadas sus nuevas adquisiciones…. De esta manera el hombre se dió cuenta que si él iba a comprarlas y luego las vendía a sus vecinos, éstos se ahorrarían el viaje, lo cual sería muy ventajoso para todos…. Así, de una manera casual el « portero analfabeto, se convirtió en el primer empresario de herramientas de su pueblo. »  

Si la vida, no lo hubiese puesto en esta crítica situación límite, ¡¡¡ tál vez nunca hubiera experimentado tanto éxito !!!

 

Los lazos familiares

 

La familia, como primer espacio de interacción y creación de vínculos, nos influencia en la construcción de nuestros vínculos futuros. Estructura que ordena o bien desordena nuestros pensamientos, comportamientos o emociones. Nada es simple, ni lineal ; la familia puede constituirse como generadora de recursos o bien puede ser demoledora de los mismos.

No existe en la teoría sistémica un individuo malo, si relaciones o dinámicas malas. La unidad de medida no es el individuo, sino las relaciones entre los individuos y los sistemas en los cuales esos individuos estan incluídos.

 

 

 

Psicoterapia individual y de familia

Niños y adultos

Hipnosis y terapia sistémica

Terapia sistémica

¿ Qué es la psicoterapia sistémica ?

 

La psicoterapia sistémica, no sólo se focaliza en la persona que consulta, sino también en las relaciones interpersonales y en el contexto en el cual viven. El trabajo de un terapeuta sistémico consiste en abrir la perspectiva de los pacientes sobre sus problemas, vincularse con su dinámica familiar,  lealtades, deudas y méritos familiares.

¿ Hay que venir con toda su familia en terapia sistémica ?

 

No necesariamente. La demanda puede ser individual y el terapeuta sistémico va a focalizar su mirada hacia las relaciones descritas por el paciente, si eso tiene un sentido para él.

Más allá de la descripciones muy subjetivas, el terapeuta va a conceder más importancia a la relación del aquí y ahora con su paciente.

 

Utilizando esas observaciones de la relación terapeuta-paciente, el psicoterapeuta americano Irvin Yalom, insiste mucho en el concepto de "hic et nunc", que se refiere justamente a ese vínculo construído en el « aquí y ahora » con el terapeuta, que nos permitirá extrapolarlo a otras relaciones, familiares, profesionales, amigos, etc..

 

[1] Jorge Bucay (2004) Déjame que te cuente... RBA Libros, 22a edición.

[2] Irvin Yalom  (2013) L’art de la thérapie. Galaade Edition.

© 2014 by Natalia Pasandin. Proudly created with Wix.com